Por: Investing.com (Haris Anwar/Investing.com). Es difícil quedarse al margen mientras continúa el implacable repunte de las acciones meme, haciendo ricos a millones de inversores. El último ejemplo de este frenesí minorista es AMC Entertainment (NYSE:AMC).

Las acciones de la cadena de cines, que ha sufrido de una racha de grandes pérdidas y estuvo al borde de la quiebra hace unos meses, subían un 3,000% en lo que va de año al cierre del miércoles tras duplicar su valor en una sola jornada de negociación. Con una valoración de mercado de más de 30,000 millones de dólares, AMC es más valioso que al menos la mitad de las empresas del S&P 500.

Los salvajes vaivenes de AMCUna vez más, este repunte viene impulsado por los inversores individuales que se agrupan en los canales de redes sociales, como el foro WallStreetBets de Reddit y las salas de chat Discord, lo que augura más ganancias en el futuro.

El frenesí minorista de comprar acciones meme comenzó en enero, cuando millones de inversores conocedores de Internet comenzaron a impulsar acciones en las que los fondos de cobertura tenían posiciones cortas. La abundancia de liquidez, los tipos de interés históricamente bajos y los ahorros acumulados durante la pandemia jugaron un papel importante a la hora de alimentar esta tendencia.

A medida que aumenta la popularidad de este tipo de comercio especulativo, es importante que los inversores entiendan que invertir en acciones meme es un juego de altas apuestas en el que las posibilidades de fracaso son bastante elevadas.

Las acciones de AMC descendieron un 30% el jueves después de que la compañía anunciara sus planes de vender más de 11 millones de acciones para aprovechar el interés minorista y reforzar sus finanzas. En el anuncio de venta, la compañía también advirtió a los inversores de que podrían perder todo su dinero.

Según el comunicado: «Creemos que la reciente volatilidad y nuestros precios de mercado actuales reflejan la dinámica del mercado y trading no relacionada con nuestro negocio subyacente, ni con los fundamentos macroeconómicos de la industria, y no sabemos cuánto tiempo durará esta dinámica».

«Dadas las circunstancias, le advertimos de que no debe invertir en nuestras acciones ordinarias clase A, a menos que esté preparado para correr el riesgo de perder una parte importante o la totalidad de su inversión».

 

Persiguiendo burbujas de activos

 

Los analistas en Wall Street también han advertido de que, si no tiene dinero que pueda permitirse perder, debe mantenerse alejado de las acciones meme porque a los picos suelen seguirles fuertes pérdidas.

En un informe de Bloomberg, Joachim Klement, estratega de Liberum, dijo que muchos estudios han demostrado que los traders minoristas pueden distorsionar los precios por un breve espacio de tiempo, pero que, en general, pierden dinero cuando lo hacen.

Según él: «Los inversores institucionales deberían ignorar estas acciones meme y esperar hasta que el precio de las mismas se haya asentado. Como en todas las burbujas, los inversores minoristas eventualmente se quedarán sin personas que estén dispuestas a comprar esta moda, momento en el que la burbuja estallará y a los que les explote la patata tendrán que apañárselas con las pérdidas».

«Las situaciones que se han dado con las acciones de AMC y otras acciones meme son provocadas por la gente que intenta encontrar a un tonto que compre siguiendo una moda y le quite de encima sus acciones sobrevaloradas. No sea usted ese tonto».

 

En conclusión

Mientras los tipos de interés sean bajos y el dinero barato sea abundante, esta moda de las acciones meme continuará. Pero si invierte en base a los fundamentales, ese tipo de alborotos del mercado no deberían distraer su atención. Invertir es aprender a gestionar el riesgo. Sólo comprar una o dos acciones cuyo destino está estrechamente ligado a la especulación es una receta segura para el desastre. Los inversores experimentados trabajan diligentemente para diversificar sus carteras y no sobrexponerlas a unas pocas acciones.