] BARCELONA * 3 de junio.
El Barcelona habría cometió un presunto delito fiscal por cerca de 9,2 millones de euros en el fichaje del delantero brasileño Neymar, según un informe del Ministerio de Hacienda divulgado este martes en el que también se imputa al ex presidente de la entidad Sandro Rosell.

Según el informe, el Barça incurrió en un fraude tributario por de 9,2 millones de euros (2,4 millones correspondientes al ejercicio 2011 y 6,78 millones al de 2013) por no declarar debidamente el pago a las sociedades vinculadas con el futbolista.

A esta cantidad podrían sumarse 2,6 millones de euros más correspondientes al ejercicio 2014, agregó. El Barcelona ya pagó 13,5 millones cuando fue denunciado por presunto fraude.

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz imputó el pasado febrero al Barcelona por un presunto delito fiscal en relación con la contratación del delantero de la selección brasileña, que estuvo rodeada de polémica desde el principio.

Aunque el Barça dijo al principio que el jugador le había costado 57,1 millones de euros, tras la apertura del caso y posterior dimisión del entonces presidente Rosell, reconoció que el traspaso ascendió finalmente a 86,2 millones de euros.

Ruz citó a declarar a Rosell en calidad de imputado el próximo 13 de junio, día en que también deberá pasar por los juzgados un representante del club.

] Reuters